“Paco de Lucía estaba satisfecho con su carrera, pero pensaba que le quedaba mucho por hacer”


Que Paco de Lucía es uno de los músicos españoles más populares en todo el mundo es una verdad de Perogrullo. El propio creador algecireño contaba que creció en un ambiente flamenco, y que su padre, Antonio Sánchez Pecino, que aprendió a tocar la guitarra para ganar algo de dinero en los duros años de la posguerra, decidió trazar un plan maestro, al estilo del que hizo el padre de Mozart con su hijo, para convertir a sus retoños en artistas. “Un día, cuando Paco tenía siete años, su padre trataba de enseñarle una falseta a su hermano Antonio, pero este no era capaz de aprenderla. El pequeño Paco dijo: ‘Trae, yo lo hago, es muy fácil’, y sorprendió a todos. Tenía el ritmo y los acordes en su cabeza. Con once años, Paco les había superado a todos y dejó la escuela. Tocaba de ocho a diez horas al día”, cuenta a EL PERIÓDICO DE ESPAÑA el periodista César Suárez, que acaba de publicar el libro El enigma Paco de Lucía (Lumen).

Related Articles

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Back to top button