NEWS

Los europeos aceptan un acuerdo de mínimos para ayudar a los civiles en Gaza


Si era difícil mantener la unidad de los Veintisiete ante la invasión rusa de Ucrania, el estallido del conflicto en la franja de Gaza no ha ayudado a mejorar las cosas. Los líderes europeos comunitarios reunidos este jueves en el Consejo Europeo ordinario tuvieron muchos problemas para llegar a un acuerdo de mínimos siquiera con un vocabulario más o menos escurridizo en el que las treguas se llaman pausas y el corazón del debate era si debía aparecer en singular o en plural. Al final, los europeos lograron un punto intermedio entre el ejercicio del derecho de Israel a defenderse y al mismo tiempo que a pesar de los combates podrá entrar ayuda humanitaria a Gaza.

La de este jueves era probablemente la primera cumbre europea con dos guerras activas en el vecindario inmediato. El presidente ucraniano, Volodímir Zelenski, que fue invitado a intervenir por videoconferencia, trató de comportarse como si lo que está sucediendo en su país fuera una situación normal y expresó su interés sobre todo por animar a los miembros del Consejo a aceptar el inicio de las negociaciones de adhesión en el consejo de diciembre. La presidenta del Parlamento, Roberta Metsola, que también interviene al inicio de todas las cumbres, fue la más entusiasta en el apoyo de esta idea.

Sin embargo, la cuestión de Gaza –en parte gracias a la insistencia del presidente del Gobierno en funciones, Pedro Sánchez, por otorgarse un papel relevante en la gestión diplomática de la crisis– se convirtió en el principal obstáculo para llegar a un acuerdo. La delegación española insistía en que Sánchez está «liderando» el debate, pero otras dijeron que el representante español estaba bloqueándolo.

See also  Violent incidents in Nanterre after the shooting of a teenager who refused to stop his car at the request of the police

Hubo división entre los que siguen la posición de Alemania o Austria, que insistían en que cualquier decisión sobre la ayuda humanitaria a Gaza no debería limitar el derecho de Israel a defenderse, y aquellos que pedían el cese de la actividad militar, ya sea como tregua, como pausa o, incluso como ‘ventana’ con la esperanza de que el silencio de las armas pudiera obrar el milagro de resolver el conflicto. Varios países creen, por el contrario, que cualquier paso en este sentido puede ser usado por los terroristas de Hamás para rearmarse.

Los dirigentes estaban reunidos a puerta cerrada y sin teléfonos móviles, así que no se filtró casi nada de los entresijos de esta discusión que se prolongó mucho más de lo previsto y que terminó con un acuerdo de cinco puntos en el que se reconoce la posición de Israel y su derecho a defenderse, se apela a medios para garantizar la ayuda humanitaria y se abraza la idea de volver a las negociaciones de paz, con una denuncia contra la difusión de falsas noticias.

Related Articles

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Back to top button