la novelista y el espía



Tras revisar a su manera el cine de superhéroes, por activa (X-Men: primera generación) y por pasiva (Kick-Ass: listo para machacar), el británico Matthew Vaugh encontró un filón a explotar el cine de espionaje con mezcla de aventura y parodia. Así nació la trilogía formada por Kingman: servicio secreto, Kingman: el círculo de oro y The King’s Nan: la primera misión. Su último filme, Argylle, es como una prolongación de este ciclo de espionaje entre british y juguetón, de formulación argumental más elaborada y resultados más simples.

Related Articles

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Back to top button